A un año de la construcción de sus viviendas, vecinos de Los Lirios IV sostienen que éstas presentarían serios problemas

La directiva afirma que han tenido varias dificultades con el área de post-venta, encargada de solucionar estos inconvenientes.
Indignados se encuentran los vecinos y vecinas del sector de Los Lirios IV de Quilpué, a un año de la construcción y entrega de sus viviendas, las que a través del tiempo habrían comenzado a mostrar distintos problemas en cuanto a su construcción, tales como llaves en mal estado, problemas de filtraciones de agua, sellados, humedad y grietas producidas por los rellenos de suelo, entre muchos otros.
Por lo anterior, la directiva del Comité de Adelanto de los departamentos Los Lirios IV, compuesta por Pradelia Meneses, presidenta; Michele Rocha, secretaria y Manuel Gallardo, tesorero, además de Karla Guzmán, presidenta de la Junta de Vecinos Lanalhue I-172; se comunicaron con Quilpué Online para hacer pública su denuncia respecto de lo que actualmente están sufriendo las familias que habitan los departamentos.
“Esto nos está sucediendo con las viviendas, en específico con los departamentos pertenecientes a los Lirios IV. En general, hemos tenido varios problemas con el área de post- venta encargada de solucionar las situaciones que puedan acontecer con el tiempo en las viviendas, correspondientes a problemas de construcción  que no se aprecian a primera vista, como es el caso de llaves en mal estado, filtraciones y sellados, entre otros”, señaló la secretaria.
La directiva relata que en un principio el primer problema que se les presentó fue el de la humedad, puesto que los departamentos se llenaron de hongos y en muchos se filtraba el agua por las paredes.
“Nos respondieron con la impermeabilización externa de los departamentos, pero ésta sólo fue hecha en el lado sur y se dejó a medias en algunas partes, ya que el impermeabilizante es blanco y los departamentos son de colores”, señaló Michele Rocha, agregando que en dicho arreglo “la estética no se respetó”.
Posteriormente, según los dirigentes, se siguieron sumando otras situaciones ahora referidas a los suelos.
“Se nos presentó el problema de los suelos, a lo que nos respondieron que no les correspondía solucionarlo a ellos. Si el proyecto fue aceptado así y no tenían nada que ver en esa área, el problema que nos surge actualmente a un año de la entrega de los departamentos, es que en los suelos correspondientes a relleno tanto en la parte delantera como trasera, existen grietas tranquilamente de un metro, que hay que estar tapando en forma constante para evitar accidentes”, indican.
Al mismo tiempo, manifiestan que en los vecinos existe la duda de qué tan resistentes sean las construcciones, “ya que al parecer fueron hechas completamente sobre relleno”, añaden.
Otra de las dificultades que habrían presentado los departamentos es la de filtración de agua en los techos que, al parecer, no se habrían sellado.
“Lo último que nos está aconteciendo son problemas de filtración. En un primer caso, se filtraban los departamentos en el techo. Sólo con el hecho de que el propietario del piso superior tirara agua, ya fuese para trapear  o limpiar. Nosotros averiguamos con especialistas en el área y nos dieron como respuesta que las losas que en estos casos corresponden a piso-cielo se deben sellar, cosa que en este caso  al parecer no se realizó”, relataron los dirigentes.
Al mismo tiempo, señalaron que esto se ha disminuido a medida que los propietarios han instalado los pisos, pero sigue ocurriendo en el caso de los que aún no lo han hecho. “Frente a esto, Post- venta no dio respuesta alguna y como último problema en los departamentos 302, 202 y 102, del Block X, surgió una filtración en el área de la logia que colinda con un dormitorio, donde comenzó a pasarse el agua, llegando esta hasta el primer piso”, señalaron indignados.
La directiva relata que luego del último acontecimiento siguieron  el conducto regular correspondiente, llamando a post venta y “Frank Moreno, persona a cargo, nos respondió que por lo que a él se le informó, la garantía duraba un año. Es decir, expiró, cosa que difiere con la información que se nos entregó a nosotros, la cual corresponde a cinco años y 10 en problemas estructurales. De todas formas el visitó los departamentos afectados, pero dijo que no poseía personal ni recursos para hacer las mejoras correspondientes”, indicaron los dirigentes.
Además, añadieron que a la fecha, la propietaria del departamento 302 se encuentra con el servicio de agua potable parcialmente suspendido, ya que afecta al resto de los departamentos, en específico al número 202, que resultó con daños en todo el piso flotante correspondiente al dormitorio colindante con la logia . A lo anterior se suman nuevas filtraciones en los departamentos 103, 203 y 303.
Los problemas de diverso tipo que estarían presentando los departamentos de los lirios IV, tienen realmente preocupados a los vecinos y vecinas, ya que pronto llegará el invierno, época en que temen que las dificultades se acrecienten.
 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *