Delegado COVID-19 de Quilpué llama a los más jóvenes a evitar fiestas masivas en celebraciones de fin de año

Un llamado a evitar las fiestas masivas y a ser cuidadosos en las cenas familiares, especialmente si alguno de sus componentes es de la tercera edad o tiene patologías de alto riesgo hizo esta mañana el médico-anestesista, delegado COVID-19 de Quilpué y director del Área de Salud Municipal de esa comuna, Luis Basáez, a pocos días de que se celebren las fiestas de fin año en plena pandemia del coronavirus.

“Se nos vienen dos fiestas, una familiar, que es la Navidad, y la más riesgosa, la de Año Nuevo, ya que invita a la fiesta y por ende a las aglomeraciones, sobretodo en el mundo juvenil, donde hemos visto en varias partes del país que están haciendo fiestas masivas”, expresó.

El profesional sostuvo que “las recomendaciones son las que ya hemos difundido durante toda esta pandemia, que es el uso de mascarilla, mantener el distanciamiento físico y el lavado frecuente de manos con jabón o alcohol. Estas son las recomendaciones especificas”.

En el caso de la Navidad, agregó el también candidato a alcalde de Quilpué por el Partido Socialista, “se debe considerar que como es una fiesta familiar es más fácil conservar la distancia; pero sí hay que tener cuidado cuando uno realice la cena: no se compartan todos los elementos personales que uno utiliza en este tipo de instancias, vale decir, servicio, vasos, botella, entre otros”.

 

TOMAR EN EXCESO

Respecto del Año Nuevo, el doctor Basáez sugirió que “lo que hay que evitar es hacer fiestas muy masivas, donde no se pueda conversar el distanciamiento físico. No tomar en exceso, para así no perder el control de sí mismo, ya que ahí es más fácil perder de vista las medidas de autocuidado”.

“Reiteró el llamado —prosiguió— a no compartir los elementos de alimentación, hay que tener cuidado también con el traslado en el transporte público en esas fechas, porque probablemente no estén lo suficiente sanitizados”.

Al delegado COVID-19 le preocupa sobremanera el comportamiento imprudente que podrían cometer los más jóvenes: “Hay que realizar un gran llamado a la juventud fundamentalmente, para que mantenga todas las medidas de autocuidado, porque de no hacerlo, el riesgo es que podamos tener una segunda ola o un rebrote en el país de una dimensión alta, y que pudiera poner en riesgo la vida de las personas por estar colapsados los servicios de salud”.

“Esperamos que las personas, en general, entiendan y puedan ayudarnos, porque esto tiene que ver mucho con la responsabilidad personal y el autocuidado, dado que no existe el número suficiente de personal o funcionarios en los sistema para poder tener una vigilancia total, por lo tanto la mayoría de las acciones está entregada a las responsabilidad individuales”, concluyó.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Escribenos
Hola Bienvenido.!
Hola Bienvenido y te invitamos a unirte a nuestro grupo de amigos https://chat.whatsapp.com/JQzQldvfGH57muSlpktkIq